Fernández Vara aboga por seguir trabajando para crear empleo en la región y frenar el despoblamiento

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha abogado este jueves por que empresas e instituciones continúen trabajando para crear empleo, frenando las previsiones que auguran que la Extremadura perderá población en los próximos años.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha realizado estas declaraciones en Cáceres, donde ha intervenido en el acto de entrega de los II Premios a la Innovación en el Mundo Rural San Pedro de Alcántara, que concede la Diputación Provincial de Cáceres.

 

 

De este modo, se ha referido a un estudio del Instituto Nacional de Estadística (INE) que asegura que en el año 2035 Extremadura bajará del millón de habitantes.

Por ello, ha animado a  instituciones y empresas a seguir trabajando para crear empleo, mejorar los servicios y fijar la población en el territorio. “Tenemos estabilidad social y política para favorecer el asentamiento de empresas», ha indicado.

En este sentido, el presidente ha recordado los proyectos de energía fotovoltaica con una capacidad de producción de 5.000 megavatios entre 2018 y 2021, lo que supondrá una inversión de más de 3.000 millones de euros, creando dos puestos de trabajo por cada megavatio producido.

 

 

Además, el presidente ha asegurado que pedirá al Gobierno de España que la fibra óptica y la TDT lleguen a todos los municipios de la región en igualdad de condiciones para favorecer el desarrollo económico y social en las zonas rurales.

 

Los ayuntamientos de Malpartida de Plasencia, Romangordo,  Valencia de Alcántara y Acebo y la empresa Ray Ingeniería Electrónica, de Mirabel, Premios San Pedro de Alcántara a la Innovación Local

En la gala, la presidenta de la Diputación de Cáceres ha reivindicado “fe y confianza” en el mundo rural, “y mostrar entre todos la cantidad de proyectos que tienen los pueblos para luchar contra el problema demográfico”.

  “Esta es la gala del mundo rural”. Así lo ha dicho la presidenta de la Diputación de Cáceres, Charo Cordero, en el acto en el que se han entregado los II Premios San Pedro de Alcántara a la Innovación Local, que concede la Institución provincial. Una gala a la que han asistido representantes de toda la provincia, ayuntamientos, mancomunidades, grupos de Acción Local, agentes sociales y empresariales, además de autoridades como el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara; la presidenta de la Asamblea, Blanca Martín; la consejera de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio, Begoña García, o la consejera de Educación y Empleo, Esther Gutiérrez, entre otros.

   Ante un Auditorio del Complejo Cultural San Francisco de Cáceres repleto, se han desvelado los nombres de ganadores de unos premios con los que se quiere reconocer el esfuerzo que realizan los municipios, los ayuntamientos y las empresas del medio rural cacereño para frenar la tendencia al despoblamiento y “hacer del mundo rural un lugar para vivir, porque ellos saben los beneficios de vivir en los pueblos”, aseveraba la presidenta.

            Los premios, dotados con un total de 20.000 euros y unas esculturas del artista extremeño Miguel Sansón, se dividen entre cinco categorías, cuatro destinadas a proyectos de ayuntamientos menores de 20.000 habitantes, y una a empresas radicadas en municipios también menores de 20.000 habitantes.

            En esta segunda edición, se han presentado 30 proyectos de distintos puntos de la región, de los que han pasado a ser finalistas 17 en las cinco categorías, siendo los premiados, dentro de los galardones destinados a los ayuntamientos los siguientes:

            – En la categoría de Premio a la Innovación local en la promoción del desarrollo económico, el ganador ha sidoel proyecto “Vivir en Acebo”, con el que se persigue fijar población con iniciativas de emprendimiento y recuperar el campo abandonado.

            – El Premio al Impulso de la participación social en el municipio ha recaído enla conocida Boda Regia de Valencia de Alcántara, recreación de la boda entre la Infanta Isabel, hija de los Reyes Católicos, y el Rey de Portugal Manuel I.

            – El Premio a las Acciones favorecedoras de la igualdad y la relevancia de la mujer en el medio rural ha sido para el proyecto “La senda de las mujeres” de Malpartida de Plasencia, jornadas, talleres, proyección de películas, exposiciones… con motivo del Día Internacional de la Mujer.

            – Y el Premio a los cuidados estéticos de los pueblos que favorezcan la apreciación turística, para“La ruta de los trampantojos de Romangordo”, pinturas murales y en puertas, frases célebres sobre la historia y tradición de la localidad.

            En cuanto a la empresa galardonada con el Premio a la Innovación en las empresas rurales ha sido Ray Ingeniería Electrónica de Mirabel.

            En su intervención, la presidenta ha agradecido el trabajo que se está haciendo desde los municipios, “demostrando que, a pesar de datos demográficos, en los pueblos seguimos teniendo proyectos, ambiciones y sueños que se van a cumplir, y ahí siempre estará la Diputación como aliada”.

            Por su parte, el presidente de la Junta de Extremadura, que cerró el acto, felicitó a la Diputación por la convocatoria de estos premios que “demuestran que la historia no esta escrita” sino que la va escribiendo el territorio.

            Instó a “no perder ni un minuto en discusiones inútiles” y “poner en valor lo que nos une”. Auguró un avance importante en Extremadura, “porque lo más complicado -apuntó- está hecho, que era hacer leyes para que los grandes proyectos puedan desarrollarse aquí”, ya que reconoció que la legislación anterior estaba redactada “para pequeños proyectos, así que vamos a seguir cambiando leyes para adaptar la región  a un nuevo tiempo, a un nuevo mundo”.

            “Todo lo que hemos mimado, hemos cuidado, que es nuestra tierra -concluyó- va a ser rentable y se va a traducir en inversiones y desarrollo”.

            La gala estuvo amenizada por el grupo El Pelijáncano.