El III Plan de Salud Mental 2016-2020 ya está abordando casi la mitad de sus 50 objetivos

El III Plan Integral de Salud Mental de Extremadura 2016-2020 está actuando ya sobre 20 de los 50 objetivos que incluye, según ha explicado el consejero de Sanidad y Políticas Sociales, José María Vergeles, antes de presidir la reunión el Consejo Regional de Salud Mental, cuyo objetivo ha sido hacer un seguimiento de dicho programa.  

En ese sentido, el consejero ha mostrado su satisfacción por su evolución, destacando los esfuerzos en “crear más red de servicios, como la pronta puesta en marcha de la Unidad de Salud Mental Infanto-Juvenil del área de salud Don Benito-Villanueva de la Serena, que vendrá a completar el mapa de ese área de salud”.

También se ha referido al incremento de los recursos en el ámbito comunitario, sacando a concurso más plazas en los centros de rehabilitación para trastornos mentales graves. En este marco se inscriben también las reformas previstas en los centros sociosanitarios de Mérida y Plasencia por importe de 8,5 millones de euros y la inversión en el centro de Valcorchero para crear un centro de Salud Mental fundamentalmente para la infancia y la adolescencia.

El consejero ha señalado asimismo que se ha trabajado intensamente en el trastorno mental grave, poniendo en marcha protocolos de atención y protocolos de seguridad para pacientes y trabajadores.

También se ha actuado en el programa de trastornos del espectro autista y, en estos momentos, ha indicado, se está trabajando en el voluntariado y en una nueva página web de salud mental de la Comunidad Autónoma. Otro de los objetivos  que se está ejecutando es el de eliminar el estigma que todavía tienen las personas con trastornos de salud mental.

El Consejo Regional de Salud Mental es un órgano consultivo que  se reúne, al menos, dos veces al año.

Galería de imágenes