La Junta de Extremadura incrementará progresivamente el gasto público en conservación de carreteras

En los presupuestos del 2019 se incluirá partida para la construcción de nuevos centros de Explotación de carreteras

 

 

La consejera de Economía e Infraestructuras, Olga García, ha asegurado que la seguridad vial y las políticas viales que la procuran constituyen “una prioridad” para la Junta de Extremadura.

 

 

Olga García, que ha hecho estas declaraciones hoy en Cáceres en el acto de apertura del Curso de la Universidad de Extremadura “Seguridad Vial, Conservación y Explotación de Carreteras”, ha afirmado que la accidentalidad en carretera es una lacra social de primer orden que supone un enorme coste para la sociedad en términos humanos y económicos.

 

Ha explicado que “seguimos trabajando para que nuestras carreteras sean cada vez más seguras desde el convencimiento de que los siniestros en la carretera obedecen a un conjunto multicausal de factores que la sociedad debe afrontar, involucrando a todos los agentes sociales e institucionales, públicos y privados, colectivos e individuales, e incidiendo en la educación, la concienciación, la prevención, la vigilancia, el auxilio y la sanción”.

La consejera ha considerado el gasto en conservación de carretera como una “necesidad inaplazable”, por lo que ha avanzado que la Junta de Extremadura incrementará progresivamente la dotación presupuestaria en esta materia hasta alcanzar el 1% del valor patrimonial de la Red autonómica de Carreteras.

Según ha explicado, se trata de un compromiso del Ejecutivo extremeño incluido en el Acuerdo de Infraestructuras y con el que se pretende paliar un déficit acumulado en la última década como consecuencia de la crisis y la aplicación de las políticas de reducción del déficit público.

García ha recordado la contratación reciente de 4 obras de refuerzo de firme y otras 29 actuaciones de bajo coste y ha dicho que en los presupuestos de 2019 se incluirá la construcción de nuevos centros de explotación de carreteras con el objetivo de “mejorar las condiciones de trabajo del personal adscrito a estas labores y elevar la eficacia de dicha actuaciones”.

La consejera ha manifestado también que su departamento considera un factor decisivo para el desarrollo y el progreso de la región, configurar una futura red viaria extremeña “homogénea y equilibrada para todos los extremeños”, cuya hoja de ruta es el Plan estratégico de infraestructuras 2016-2030, con un presupuesto estimado de 1.955 millones de euros, de los que casi un 10% ya se está ejecutando.

Galería de imágenes