La Junta evalúa los daños agrícolas por las tormentas en 28.900.000 de euros y la pérdida de 598.000 peonadas

La Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio ha evaluado provisionalmente los daños en explotaciones agrícolas a causa de las tormentas acaecidas en Extremadura hasta el 24 de mayo en 28.936.398,55 euros y la pérdida de 598.000 peonadas. Así lo ha señalado la consejera de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio, Begoña García tras la reunión extraordinaria del Consejo Asesor Agrario (CAEX) celebrada en Mérida, en la que se ha presentado a las organizaciones agrarias el informe elaborado por los técnicos de la Dirección General de Agricultura y Ganadería.

La Junta solicitará al Gobierno central la declaración de zona de urgente actuación en todo el territorio afectado y propondrá la puesta en marcha entre todas las administraciones de un Plan de Empleo en las zonas afectadas. Asimismo, desde la consejería se ejecutarán obras de emergencia en los caminos rurales más afectados.

García ha precisado que, en concreto, este informe ha sido realizado a causa de las tormentas acaecidas en Extremadura durante los primeros días del mes de mayo (fundamentalmente entre los días 1 al 9, y entre los días 18 al 24 de mayo).

La superficie de cultivos que se ha visto afectada en los municipios por acción de los agentes climáticos es de 21.853,76 hectáreas, estando afectada en diferentes porcentajes de daños según los distintos tipos de cultivo en las 10 zonas existentes, lo que ha dado finalmente un resultado de 10.912,11 hectáreas perdidas o destruidas en su totalidad.

Los municipios afectados en esas 10 zonas son, en la provincia de Badajoz, Acedera, Aceuchal, Almendralejo, Arroyo de San Serván, Azuaga, Cabeza del Buey, Calamonte, Don Benito, Granja de Torrehermosa, Guareña, Hornachos, Medellín, Mérida, Orellana la Vieja, Ribera del Fresno, Torremejía, Santa Amalia y Valdelacalzada.

En la provincia de Cáceres, las poblaciones afectadas han sido Cabrero, Casas de Castañar, Coria, El Torno, Guijo de Galisteo, Madrigalejo, Montehermoso, Morcillo, Navaconcejo, Madrigalejo, Riolobos, Torrejoncillo, Piornal y Valdastillas.

Los daños ocasionados en el campo supondrán la pérdida de alrededor de 450.000 jornales; además, también habrá una notable pérdida de jornales en las plantas transformadoras, estimándose en unos 150.000 jornales. Para paliar las duras consecuencias de estas tormentas, la Junta de Extremadura pedirá al Gobierno de la Nación la declaración de zona catastrófica para las 10 zonas más afectadas y pide la cooperación abierta de todas las administraciones para impulsar un plan especial de empleo.

Galería de imágenes