Los protagonistas tienen como mayordomos a Tamara Fernández Calle y Elisabeth Serrano Calle, que serán las encargadas de organizar las fiestas de este personaje enigmático serrano, cuyos orígenes todavía son desconocidos para los vecinos de la población jerteña

La festividad se desarrolla los días 19 y 20 de enero, festividad de San Sebastián, aunque las programación comienza unos días antes con numerosas actividades socioculturales que dan a conocer a los miles de turistas y curiosos las raíces de esta gran fiesta

La primera salida de Jarramplas por las calles de Piornal, hoy a las 11 horas.

Personaje disfrazado de demonio danzante, que viste un traje multicolor confeccionado con multitud de cintas, y que cubre su cabeza con una diabólica máscara, así es el enigmático Jarramplas del municipio cacereño de Piornal.


Durante los días de la celebración 19 y 20 de enero, Jarramplas recorre las calles de Piornal tocando el tamboril, golpeándolo con las “cachiporras”. Mientras, los vecinos como castigo lanzan contra su cuerpo una lluvia de nabos, que en algunas ocasiones llegan a ser decenas de toneladas.
Esta peculiar forma de hacer justicia ha hecho necesario, en los últimos años, que la persona encargada de representar al Jarramplas, lleve bajo el traje una malla de fibra de vidrio para amortiguar los miles de golpes.
“La fiesta continuará mientras el Jarramplas resista. Cuanto más tiempo permanezca el Jarramplas en las calles, mayor será el orgullo de la persona encargada de representarlo”, cuenta muy emocionado, Juan Carlos Fernández Sánchez, uno de los protagonistas de la edición de 2020 y que se apuntó en la lista oficial en 2010.

El presidente en funciones, Carlos Carlos y el regidor Javier Prieto, con otros representantes municipales, esta mañana de domingo la población jerteña.


Actualmente las inscripciones para representar a este personaje van hasta el 2041, que lo encarnará el hoy niño Iván Prieto Iglesias, que le acompañaran como mayordomos Miguel Ángel Prieto, Rosa María Iglesias y Javier Merchán.
Hablar de Jarramplas en Piornal, es describir las raíces más intimas de un pueblo serrano que durante siglos ha vivido de la ganadería y la agricultura. Por eso muchos lugareños basan esta festividad en el castigo que la población infringió a un ladrón de ganado en época remota.
Por otra parte, hay otros entendidos que afirman que Jarramplas deriva de la mitología griega y fue el castigo que Hércules infringió a Caco, mientras otros lugareños defienden que el personaje fue traído por los indígenas de las profundidades de América. Lo que está todavía muy claro, es que sus orígenes siguen siendo desconocidos, pero el personaje está cada año más vivo que nunca. Ejemplo de ello es la gran lista de espera que tiene el pueblo para su escenificación.

Jarramplas a las puerta de la iglesias.


Juan Carlos Fernández Sánchez y Luis Miguel Serrano Calle, encargados de representar en enero a Jarramplas ya están en plena ebullición elaborando las mascaras y sus trajes de miles de cintas de colores. “Es un trabajo muy laborioso que hacemos, pero también contamos con la ayuda desinteresada de toda la población”, explican los protagonistas.

Jarramplas y Mayordomos, antes de iniciar la aventura…