NOMBRAMIENTOS 2019

El Obispo de Plasencia, José Luis Retana Gozalo.

Se han cumplido dos años desde que vine a vosotros como Obispo de la Diócesis de Plasencia. Dos años en los que he experimentado vuestra acogida y afecto desde el inicio de mi episcopado y, en justa correspondencia, he procurado trabajar y entregarme a vosotros y al pastoreo de la Diócesis, buscando lo mejor para ella y para cada uno, en orden a un seguimiento de Cristo unidos y en comunión.

Llegados a estas fechas, cada año estamos inmersos en la tarea de los nombramientos y cambios de sacerdotes dentro de nuestras comunidades cristianas y de las tareas de nuestra Iglesia diocesana. Este año también he realizado algunos cambios en la Curia.

No le resulta fácil a un nuevo Obispo emprender su labor de acompañar una Diócesis. Creo que he recorrido nuestra extensa Diócesis, que la Iglesia del Señor me ha confiado, con un esfuerzo generoso. Podéis creerme que he querido comenzar a dar respuestas a los muchos desafíos que tenemos toda la comunidad cristiana diocesana. Creedme si os digo que me lo he tomado en serio. Lo he rezado abundantemente y os he puesto ante el Señor. He puesto en juego la sabiduría que el Señor  me ha regalado, y toda mi mejor buena voluntad. La finalidad no es que las cosas sigan como están, simplemente porque así se ha hecho siempre. Tampoco el objetivo es cambiarlo todo por el simple deseo de cambiar. No parece acertado un inmovilismo intocable, ni tampoco un cambiar por cambiar irresponsable. He procurado escuchar y dialogar y darme tiempo e ir poco a poco.

Doy las gracias a quienes sintiendo humanamente las consecuencias de un cambio en su vida o en su comunidad cristiana, saben entenderlo desde la fe y saben vivirlo con esperanza. Las personas cambiamos y pasamos; pero lo realmente importante es que se siga escuchando la Palabra de Dios y repartiendo su Gracia,  acercando la Buena Noticia a cada nueva generación y a cada parroquia de nuestra Diócesis.

Estoy agradecido de cómo han acogido los sacerdotes los cambios propuestos en nuestra Diócesis. Eso  significa que se fían de Dios y confían en su Iglesia. Ciertos cambios nos ponen a prueba y nos desinstalan; yo mismo he vivido esta experiencia no hace tanto y comprendo perfectamente lo que supone. Dios nos sorprende a veces con situaciones que no teníamos previstas. Pero esa sorpresa imprevista puede servir para renovar en nosotros una mayor disponibilidad a la voluntad de Dios sobre nuestra vida.

Con sincera gratitud, doy a todos los sacerdotes las gracias por su disponibilidad. Pero permitidme que de modo especial, mi gratitud se dirija  a Francisco Rico, José Luis Hermoso y Juan Luis García que han sido durante estos dos años, colaboradores directos míos y las personas que más me han ayudado (además de los años que anteriormente han ejercido esta tarea). No os hacéis una idea de lo importante que para un Obispo nóvel supone la experiencia y el bien hacer de estos colaboradores más directos. Se lo agradezco yo y se lo agradece la Diócesis entera por este trabajo de tanta responsabilidad y no siempre suficientemente reconocido que supone la tarea de ayudar codo con codo al Obispo en el gobierno de la Diócesis.  Agradezco también la naturalidad con la que han acogido su relevo en esa responsabilidad. También el Señor, que todo lo ve, se lo premiará. Estoy seguro de ello. Explica en el texto José Luis Retana Gozálo, Obispo de Plasencia.

D. ANTONIO JOSÉ TRIGUERO TORRADO

ADMINISTRADOR PARROQUIAL de las Parroquias de Santo Domingo de Guzmán, en Cañamero, y de la Parroquia de San Juan Bautista, en Berzocana.

D. LEOPOLDO HUESO MUÑOZ

PÁRROCO de las Parroquias de  Ntra. Sra. de las Angustias y de San Andrés, en Navalmoral de la Mata; así mismo le nombro Administrador Parroquial de las Parroquias de San Francisco de Asís, en Millanes de la Mata, y de Sta. María Magdalena, en Valdehúncar.

D. GENARO ESPINOSA MOGUEL

PÁRROCO de la Parroquia de la Inmaculada Concepción, en Villanueva de la Vera.

D. DAVID CALDERÓN CARMONA

PÁRROCO de la Parroquia de Nuestra Señora de El Pilar, en Plasencia.

D. ALFONSO JAVIER SALOR AMBROSIO

ADMINISTRADOR PARROQUIAL de la Parroquia de Santa Teresa de Jesús, en Palazuelo.

D. ANTONIO BODÓ

PÁRROCO de la Parroquia de Santiago Apóstol,  en Navezuelas; así mismo le nombro Administrador Parroquial de las Parroquias de la Encarnación, en Retamosa, de San Bernardino de Siena, en Roturas de Cabañas, y de San Miguel Arcángel, en Solana de Cabañas.

D. FRANCISCO DÍAZ GONZÁLEZ

ADMINISTRADOR PARROQUIAL de la Parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, en Yelbes.

D. VICENTE N’ZEBO KOUAKAU

ADMINISTRADOR PARROQUIAL de la Parroquia de Santo Domingo de Guzmán, en Villamesías.

D. MANUEL ALBERTO LATORRE FERRERO

PÁRROCO de la Parroquia de Santa María de la Torre, en Jarandilla de la Vera, y Administrador Parroquial de la Parroquia de San Miguel Arcángel, en Robledillo de la Vera.

D. JUAN MANUEL RAMOS BERROCOSO Y D. GONZALO APARICIO SÁNCHEZ

Capellanes in solidum de las Dominicas. Moderador: Juan Manuel Ramos Berrocoso

D. JAIME ALBERTO GÓMEZ GARCÍA

Vicario parroquial de la parroquia de la Inmaculada Concepción, en Madroñera provincia de Cáceres

D. JACINTO NÚÑEZ REGODÓN

Vicario General

D. FRANCISCO EUSTAQUIO BARRADO BRONCANO

Vicario de pastoral

D. ANTONIO CABRERA OLMEDO

Secretario del Sr. Obispo

D. FRANCISCO RICO BAYO

Director de la Casa Sacerdotal.

Confesor ordinario de las Hermanitas de los Pobres, en Plasencia.