Ángel Miña Cilleros. 
Alcalde del Ayuntamiento de Puerto de Béjar (Salamanca)

Todos los que me conocen saben que siempre he presumido de pueblo, en todos los ámbitos de la vida; deportiva, personal, profesional…
Son muchos los años esperando la oportunidad, (tantos como 16), para poder conseguir lo que es para Mi un orgullo, ser el representante de tu pueblo, el que te vio nacer, crecer, vivir, sentir…
El destino quiso que en este primer año como Alcalde, nos encontrásemos con una pandemia mundial que desoló al mundo y cambió nuestras vidas. La hoja de ruta que teníamos programada fue truncada en tiempo y forma, lo que llevó a reinventarnos para intentar proteger lo más valioso que tenemos en nuestros pueblos, nuestros vecinos.
Han sido días muy duros, confusos y difíciles de gestionar pero también han sido días que han sacado el lado más humano que las personas llevamos dentro y que a veces escondemos.
Ser Alcalde tendrá muchos momentos amargos e ingratos pero a día de hoy el cariño que mis vecinos, amigos y familia me han demostrado a través de sus llamadas, mensajes, correos, unido a la paciencia y el Saber estar, han hecho que estos días los tenga en mis recuerdos para siempre y formen parte de mi vida.
Por todo ello quiero dar las gracias a todo un PUEBLO que ha demostrado estar a la altura en tan complicada situación y que percibiendo la necesidad de ayuda por falta de personal en estos momentos en el Ayuntamiento, se han puesto manos a la obra, sacrificando su tiempo para limpiar, desbrozar y acondicionar espacios públicos para que Puerto vuelva a estar más VIVO que nunca.
Por todos estos y muchos más motivos hacen que hoy me sienta más orgulloso de llevar a Puerto de Béjar, POR BANDERA.

Edición papel.