Bienvenido a la nueva edición digital de La Aldaba

La ascensión al Picón Blanco determinará la tercera etapa de la XLIV Vuelta a Burgos que unirá Quintana Martín Galíndez y Villarcayo

Burgos, a 7 de julio de 2022

Además del Picón Blanco, puerto de Catedgoría Especial, la primera etapa de montaña contempla también la ascensión de tres puertos más de Tercera Categoría: Cereceda, Retuerta y Bocos

La ascensión al Picón Blanco, puerto de Categoría Especial, determinará la tercera etapa de la 44ª Vuelta a Burgos (2 al 6 de agosto) y, además, marcará las primeras diferencias significativas entre los candidatos para hacerse con el triunfo final de la ronda burgalesa.

La etapa, denominada ‘Burgos de las Oportunidades’, saldrá de la localidad de Quintana Martín Galíndez y finalizará en Villarcayo tras recorrer un total de 156 kilómetros ysuperar otros tres puertos de montaña, todos ellos de Tercera Categoría: el Alto de Cereceda (Km.34,2), el Alto de Retuerta (Km.92.4) y el Alto de Bocos, a poco más de siete kilómetros de la línea de meta. La ascensión al Picón Blanco, que este año no será final de etapa, se afrontará a 36,5 kilómetros de meta y a falta de superar el Alto de Bocos, cuarta y última dificultad montañosa de la jornada.
La Diputación de Burgos, entidad organizadora a través del Instituto provincial para el Deporte y Juventud (IDJ), ha fijado la salida de esta tercera etapa en Quintana Martín Galíndez y, desde allí, la carrera transcurrirá por Montejo de Cebas, Frías, Santocildes, Quintana María, Palazuelos de Cuesta Urria, Trespaderne y Cereceda, en donde comenzará el puerto.
Superada la primera dificultad montañosa, la carrera avanzará por Condado, Toba y Santa Olalla de Valdivielso, Valdenoceda, Incinillas, Bisjueces y El Vado para llegar a Medina de Pomar y hacer el primer paso por Villarcayo (Km.71,9). Desde allí, Cigüenza, Tubilla, Escanduso, Escaño, Brizuela, Puentedey, Quintanilla Valdebodres, Cogullos y Ahedo de Linares hasta el Alto de Retuerta, desde donde quedarán 63,8 kilómetros a meta.
Los corredores afrontarán a partir de ese punto la aproximación al Picón Blanco, puerto de Categoría Especial, que marcará el desenlace final de la etapa y al que se llegará por Cueva, Villabascones, Quisicedo, Quintanilla del Rebollar, Barcenillas de Cerezos y Espinosa de los Monteros.
Tras el descenso, y con 36,5 kilómetros a meta, los corredores dejarán Espinosa de los Monteros y por Quintanahedo, Baranda y Gayangos afrontarán la ascensión al Alto de Bocos. Desde allí, el último descenso llevará a los ciclistas hasta la línea de meta en las calles de Villarcayo.
Será la quinta llegada que acoja Villarcayo después de las vividas ya en las ediciones de

Etiquetas de noticias
Compartir noticia